Manejo de los conflictos: personalidad conflictiva

Conflictos

Para completar esta serie de artículos dedicados a lo conflictos, en esta ocasión nos centraremos en los mecanismos que favorecen su aparición. Existen personas que por sus esquemas para valorar el mundo tienden a mostrar bastante intransigencia ante determinados acontecimientos, conductas de otros, errores… Consideran que hay cosas que deben ser de una determinada manera, y punto. Son personas que tienden a obtener bastante reconocimiento por tener las cosas muy claras y defenderlas ante otros.

A veces produce envidia ver la seguridad que transmiten al defender sus ideas. Por otra parte estas mismas personas tienden a generar con más facilidad que otras conflictos.

Cuando no están de acuerdo, y lo manifiestan, no suelen hacerlo de una manera relajada. La tendencia es a hacerlo con tintes de rabia e indignación. En sí misma esta manera de ser no es ni buena ni mala, digamos que es una más. En cualquier caso, las personas que se vean reflejadas en esta descripción tendrán que valorar si el beneficio de entrar con frecuencia en, compensa el coste emocional. A priori la respuesta es: “que remedio, las cosas son como son. No quiero ser un pasota, alguien sin sangre en las venas”. Creo que para defender nuestras necesidades, mostrar disconformidad, etc., no es necesario cargarse de argumentos que nos hagan estallar, bastará con estar dispuesto a convivir con el malestar de otros cuando expresemos desacuerdo.

Conflictos. Una persona que tiende a valorar lo cotidiano en dos categorías (bueno y malo, por ejemplo), fácilmente se centra en argumentos que le afianzan en sus creencias: valora si algo es justo o no, y da rápidamente por hecho que los demás debieran ver las cosas del mismo modo. Verlo así genera malestar y siendo así es sencillo pensar que los demás acabarán entendiendo qué es lo correcto si insistimos lo suficiente. El problema es que la percepción de lo justo es, muchas veces, totalmente subjetiva. Depende mucho de la educación, habilidades, miedos, inseguridades… de cada uno. Así pues, no dar por hecho que los demás acabarán entendiendo, será un buen punto de partida para defender nuestras ideas. De esta forma no nos desesperará fácilmente que los demás actúen justo al contrario de como a uno le parecía adecuado. Otro mecanismo que nos favorece defender nuestras ideas y malestares es el de construir realidades alrededor de frases como:”si fueras un verdadero amigo, me habrías llamado”, “si me quisieses, no me pedirías esto”. Estás frases crean premisas que conducen sí o sí a enfadarnos, distanciarnos o imponernos para buscar resarcimientos. Nos afianzan en pensamientos del tipo “esto es lo justo”, y una vez más aumentan las posibilidades de saltar ante los otros.

Sin necesidad de dejar de ser como cada uno es, se pueden moderar las intensidades de las emociones si uno aprende a valorar ciertos aspectos de la psicología humana. Además, aceptar que por muy lógico que a uno le parezca, los demás no siempre verán las cosas igual, aportará bastante calma y permitirá hacer esfuerzos más realistas por defender nuestros puntos de vista.

Conflictos, ¿le ha parecido interesante este artículo? pinche en los iconos de las redes sociales y compártelo con sus contactos. GRACIAS!!!

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Autor:Fernando Azor

Psicólogo clínico y director de Gabinetedepsicologia.com

3 Respuestas to “Manejo de los conflictos: personalidad conflictiva”

  1. junio at #

    saben tengo mucha rabia por que yo ayudo a los demas, espero que tambie lo hagan por cuando yo lo nececito pero no pasa ese y como no espero ser la martir pues se llo digo a las personas, eso me causa muchos problemas,sufro mucho por eso y siempre estoy de pelea.

    • Nhora Rocio
      julio at #

      Hola, mira que a mi me pasaba lo mismo, ayudaba a otras personas pero cuando necesitaba de alguien nadie aparecia y esto me causaba rabia y mucha tristeza. Pero luego comprendí que nadie me obligaba a ayudar a otros, lo hacía sólo porque me placia entonces si era asi no tenía porque hacerlo esperando una retribución, disfrutaba ayudando, escuchando, tome la decisión de no amargarme mas por ello. Cuando ya dejó de ser un conflicto en mi vida empecé a recibir de otros lo que ya no esperaba.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Negociar necesidades | GabinetedePsicologia.com - diciembre

    […] o sabemos que nuestra demanda no será bien recibida. Digamos que para quien desea que no haya conflictos le resulta relativamente más fácil renunciar a sus necesidades que defenderlas, por lo menos a […]

Escribir un comentario

SUBSCRIBE TO NEWSLETTER
Turpis dis amet adipiscing hac montes odio ac velit? Porta, non rhoncus vut, vel, et adipiscing magna pulvinar adipiscing est adipiscing urna. Dignissim rhoncus scelerisque pulvinar?
¿Te gusta la psicología?
Ahora puedes recibir en tu correo electrónico un resumen con los últimos artículos publicados en nuestro sitio web
  • Consejos prácticos
  • Información actualizada
  • Artículos sobre diferentes áreas de la psicología
  • Participa comenta tu opinión
  • Tu eliges cuándo leer
  • Comparte los contenidos que te interesen
  • Identifica problemas y entiende sus soluciones
  • Y todo en un solo clic
SUSCRÍBETE A LA LISTA DE CORREO PARA ESTAR AL DÍA DE LA PSICOLOGÍA CLÍNICA
* Tranquilo nunca recibirás Spam, ¡nos gusta tanto como a ti!
¿Te gusta la psicología?
Ahora puedes recibir en tu correo electrónico un resumen con los últimos artículos publicados en nuestro sitio web
  • Consejos prácticos
  • Información actualizada
  • Artículos sobre diferentes áreas de la psicología
  • Participa comenta tu opinión
  • Tu eliges cuándo leer
  • Comparte los contenidos que te interesen
  • Identifica problemas y entiende sus soluciones
  • Y todo en un solo clic
SUSCRÍBETE A LA LISTA DE CORREO Y DESCÁRGATE GRATIS UNA GUIA PARA TRATAR LAS OBSESIONES
* Tranquilo nunca recibirás Spam, ¡nos gusta tanto como a ti!
¿Te gusta la psicología?
Ahora puedes recibir en tu correo electrónico un resumen con los últimos artículos publicados en nuestro sitio web
  • Consejos prácticos
  • Información actualizada
  • Artículos sobre diferentes áreas de la psicología
  • Participa comenta tu opinión
  • Tu eliges cuándo leer
  • Comparte los contenidos que te interesen
  • Identifica problemas y entiende sus soluciones
  • Y todo en un solo clic
SUSCRÍBETE Y DESCARGATE GRATIS UNA GUIA PARA AFRONTAR EL MALESTAR SOCIAL
* Tranquilo nunca recibirás Spam, ¡nos gusta tanto como a ti!
PIDE UNA CITA AHORA
En GabinetedePsicologia.com estamos para ayudarte ¡Planteanos tus objetivos y pongámonos en marcha!
SOLICITA UNA CITA AHORA y paga el 50% en las 2 primeras citas
El coste de las sesiones es de 60€, siendo su duración de unos 50 minutos en cada caso. La frecuencia suele ser semanal, si bien eso puede variar según los casos. Los horarios son de lunes a viernes de 10 a 21 horas, en horario UTC +1. La forma de pago puede ser por trasferencia bancaria o PayPal.
CONTACTA CON NOSOTROS
¡Gracias! Nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para CONCERTAR una CITA
PIDE UNA CITA AHORA
En GabinetedePsicologia.com estamos para ayudarte. SOLICITA AHORA UNA CONSULTA con nosotros. ¡Planteanos tus objetivos y pongámonos en marcha!
  • Ideas obsesivas
  • Preocupaciones
  • Síntomas físicos de ansiedad
  • Aprender a gestionar mejor la presión diaria
  • Identifica las causas de tu malestar
  • Aprende técnicas para ser tu propio psicólogo
CONTACTA CON NOSOTROS
¡Gracias! Nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para CONCERTAR una CITA