El síndrome de Wendy

síndrome de wendySi pronunciamos el nombre de Wendy, a la mayoría de ustedes se les vendrá a la mente Peter pan. Wendy era aquella jovencita representada, en uno de los clásicos de Walt Disney, con aspecto angelical, que le cosía la sombra a Pan y lo cuidaba con cariño cuando lo necesitaba. Hacía el rol de madre para él, sus hermanos, y cuanto niño apareciese en el cuento. Este síndrome se podría definir como un conjunto de conductas que realiza la persona afectaba por miedo a ser abandonada o rechazada, necesita el amor y apoyo de quienes la rodean, por lo tanto no vacilará en hacer cualquier actividad que crea del agrado de ellos. No es considerado una patología clínica como tal, pero sí es cierto que con el tiempo puede producir ciertos desajustes y sufrimientos en el individuo.

¿Cuáles sería las conductas más típicas asociadas al síndrome de Wendy?

  • Insistir en hacer las cosas por la otra persona.
  • Evitar como sea que los demás se enfaden.
  • Convertirse en padre o madre de la pareja.
  • Creerse imprescindible.
  • Intentar continuamente hacer feliz a la pareja.
  • Disculparse insistentemente por aquello que no ha podido o sabido hacer.
  • Enorme necesidad de cuidar a los demás.
  • Creer que el amor es resignarse y sacrificarse.

Los psicólogos comentan que todos, en algún momento en concreto de nuestras vidas, podemos comportarnos de esta manera. Para que sea considerado el síndrome de Wendy debe existir un miedo, tremendo, al abandono y ser constante en el tiempo. Puede sufrirlo tanto la mujer como el hombre, pero sin duda será ella quien se verá más afectada debido al tipo de cultura en que estamos inmersos, donde la mujer, tiene el rol de cuidadora de los miembros de la familia. Además, muchas madres observan que sus hijos no quieren crecer ni adoptar decisiones acordes con su edad. Es por eso que ellas toman las riendas de sus vidas y los pueden convertir en “Peter Pan”.

¿Es fácil detectar el síndrome de Wendy?

La respuesta es que no. La mayoría de los afectados acuden a la consulta del terapeuta porque se sienten muy quemados o poco satisfechos con la vida que están llevando. No son felices y desean cambiar su situación. Será en el transcurso de la terapia cuando se descubra la verdadera causa del malestar del paciente. Las consecuencias emocionales de quienes lo padecen suelen ser:

  • Burnout (estar quemado) La falta de tiempo que padecen estas personan para sí mismas hace que se sientan agotadas y al límite.
  • Tristeza y soledad, acaban sintiendo que nada les satisface.
  • Depresión y ansiedad, sienten que no llegan a hacer todo lo que se proponen y además les falta la ayuda de quienes les rodean.
  • Problemas de pareja, la desigualdad entre el que se ocupa de todo y el que se deja llevar es enorme y crea conflictos.

¿Se podría prevenir el síndrome de Wendy?

Dado que es mayor el número de mujeres, que el de hombres, los afectados por esta alteración, sería muy positivo intentar educar desde la igualdad a los niños y niñas. En general siempre será positivo cuidar la autoestima de los pequeños, haciéndoles sentir seguros de sí mismos, de esta manera les protegemos y alejamos de ciertos síndromes come este.

¿Qué tratamiento es el más adecuado para este síndrome?

La mayoría de los afectados por este problema piensan, que si se esfuerzan mucho por la otra persona, le demostrarán su amor infinito y con ello evitarán el abandono. Esta idea debe ser erradicada de la mente del paciente por el terapeuta. Es importante que el individuo pierda el miedo a ser abandonado si no hace todo lo que la otra persona pueda exigirle. El terapeuta intentará hacerle ver como ha sido su comportamiento a lo largo del tiempo, para que sea consciente de que el temor a no ser amado domina su vida. Es necesario que salga del círculo vicioso en el que se haya metido, para ello es importante que el paciente aprenda a decir no y a delegar tareas en otras personas.

Los objetivos de un tratamiento son:

  • No asumir las responsabilidades y deberes de otros
  • Aumentar la autoestima
  • Enseñarles a ser asertivos
  • Ayudarles a establecer relaciones equitativas con los demás

Estas pautas servirán, tanto para la prevención como recuperación, del síndrome de Wendy, entre otros.

¿Piensa que puede estar sufriendo este problema?

Hágase estas preguntas e intente responderlas con la mayor sinceridad posible:

  • ¿Se considera usted imprescindible?
  • ¿Suele hacerse cargo de responsabilidades que corresponden a otras personas?
  • ¿Está usted siempre disponible para los demás?
  • ¿Su miedo perder una relación afectiva es excesivo?
  • ¿Es capaz de disculparse solo por agradar a otras personas, aunque no haya cometido ningún error?
  • ¿Se queja de que otras personas abusen de su buena fe, pero después no hace nada para evitarlo?
  • ¿Siente mucha angustia si las personas queridas se enfadan con usted cuando no hace lo que ellos desean?
  • ¿Le cuesta mucho decir que no?

Si su repuesta ha sido afirmativa en la mayoría de las preguntas quizás debiera acudir a un terapeuta y consultar con él sus temores.

¿El síndrome de Wendy va unido al de Peter Pan?

No necesariamente, aunque es más fácil que exista un o una “Wendy” si hay un “Peter Pan” revoloteando en la familia. Suelen ser personas que no quieren renunciar a ser niños, son y se siente como ellos, por lo que esperan ser atendidos por los demás. Presentan rasgo de inmadurez, narcisismo, irresponsabilidad e incluso algo de rebeldía. Normalmente son dependientes y muy manipuladores. Este tipo de perfil encontrará en una persona con el síndrome de Wendy, la víctima perfecta de la que aprovecharse. Alguien que satisfaga toda sus necesidades siempre que lo deseen, y a quien hacer sentir culpable si en algún momento se niegan.

Hoy en día es más fácil encontrarnos con hombres y mujeres muy jóvenes padeciendo este trastorno de Peter Pan, debido a la educación sobreprotectora que algunos padres están dando a sus hijos.

Tags: , , , ,

Autor:Susana Alba Montalbano

Guionista, escritora y redactora en GabinetedePsicologia.com

No hay comentarios aún

Escribir un comentario

SUBSCRIBE TO NEWSLETTER
Turpis dis amet adipiscing hac montes odio ac velit? Porta, non rhoncus vut, vel, et adipiscing magna pulvinar adipiscing est adipiscing urna. Dignissim rhoncus scelerisque pulvinar?
¿Te gusta la psicología?
Ahora puedes recibir en tu correo electrónico un resumen con los últimos artículos publicados en nuestro sitio web
  • Consejos prácticos
  • Información actualizada
  • Artículos sobre diferentes áreas de la psicología
  • Participa comenta tu opinión
  • Tu eliges cuándo leer
  • Comparte los contenidos que te interesen
  • Identifica problemas y entiende sus soluciones
  • Y todo en un solo clic
SUSCRÍBETE A LA LISTA DE CORREO PARA ESTAR AL DÍA DE LA PSICOLOGÍA CLÍNICA
* Tranquilo nunca recibirás Spam, ¡nos gusta tanto como a ti!
¿Te gusta la psicología?
Ahora puedes recibir en tu correo electrónico un resumen con los últimos artículos publicados en nuestro sitio web
  • Consejos prácticos
  • Información actualizada
  • Artículos sobre diferentes áreas de la psicología
  • Participa comenta tu opinión
  • Tu eliges cuándo leer
  • Comparte los contenidos que te interesen
  • Identifica problemas y entiende sus soluciones
  • Y todo en un solo clic
SUSCRÍBETE A LA LISTA DE CORREO Y DESCÁRGATE GRATIS UNA GUIA PARA TRATAR LAS OBSESIONES
* Tranquilo nunca recibirás Spam, ¡nos gusta tanto como a ti!
¿Te gusta la psicología?
Ahora puedes recibir en tu correo electrónico un resumen con los últimos artículos publicados en nuestro sitio web
  • Consejos prácticos
  • Información actualizada
  • Artículos sobre diferentes áreas de la psicología
  • Participa comenta tu opinión
  • Tu eliges cuándo leer
  • Comparte los contenidos que te interesen
  • Identifica problemas y entiende sus soluciones
  • Y todo en un solo clic
SUSCRÍBETE Y DESCARGATE GRATIS UNA GUIA PARA AFRONTAR EL MALESTAR SOCIAL
* Tranquilo nunca recibirás Spam, ¡nos gusta tanto como a ti!
PIDE UNA CITA AHORA
En GabinetedePsicologia.com estamos para ayudarte ¡Planteanos tus objetivos y pongámonos en marcha!
SOLICITA UNA CITA AHORA y paga el 50% en las 2 primeras citas
El coste de las sesiones es de 60€, siendo su duración de unos 50 minutos en cada caso. La frecuencia suele ser semanal, si bien eso puede variar según los casos. Los horarios son de lunes a viernes de 10 a 21 horas, en horario UTC +1. La forma de pago puede ser por trasferencia bancaria o PayPal.
CONTACTA CON NOSOTROS
¡Gracias! Nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para CONCERTAR una CITA
PIDE UNA CITA AHORA
En GabinetedePsicologia.com estamos para ayudarte. SOLICITA AHORA UNA CONSULTA con nosotros. ¡Planteanos tus objetivos y pongámonos en marcha!
  • Ideas obsesivas
  • Preocupaciones
  • Síntomas físicos de ansiedad
  • Aprender a gestionar mejor la presión diaria
  • Identifica las causas de tu malestar
  • Aprende técnicas para ser tu propio psicólogo
CONTACTA CON NOSOTROS
¡Gracias! Nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para CONCERTAR una CITA