2 respuestas

  1. Vera
    octubre

    Sr Azor
    Mi mujer sufre desde hace 5 años un trastorno de ansiedad caracterizado por mareos constantes y la consiguiente situación de debilidad extrema. Hemos hecho el “peregrinaje” hasta ponernos en manos de un psicólogo conductual. El enfoque es más positivo, pero los mareos son tan constantes que nos impiden “afrontar” el día a día. Es muy difícil adoptar una postura positiva cuando sientes el mareo y que te abandonan las fuerzas.¿Cómo se puede romper esta espiral?

    Responder

    • Fernando Azor
      Fernando Azor
      octubre

      Cuando el malestar se hace constante e intenso, es difícil poder convivir con él. Anime a su mujer a tener paciencia y a ajustar sus expectativas de tiempo en relación a su evolución hacia el bienestar. Los cambios llegarán pero antes tiene que aprender a gestionar sus síntomas y a reducir las fuentes de malestar con lo precipitan. Es un entrenamiento que está encaminado a re-aprender estrategias para afrontar las rutinas. Invite a su mujer a hacer cosas, no la fuerce pero no permita que se enquiste en su evitación. Recuerde que normalmente para ella será peor lo que cree que puede ocurrir, que lo que en realidad esté sintiendo. Es decir el mareo es incómodo pero lo es mucho más si lo que hace es centrarse en si se desmayará o no. La angustia es intensa por lo que cree que pasará. El mareo si supiera por qué se causa, probablemente le agustiaría menos. Eche un vistazo a “10 efectos de la ansiedad en el cuerpo” y a “mareos y ansiedad

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba
móvil escritorio